El valor intangible de los buenos modales



Saber comportarse según los cánones de etiqueta no es exclusivo de un grupo económico. Tampoco tiene que ser aburrido. La etiqueta moderna ayuda a hacer más fácil la interacción cotidiana en el contexto laboral y social, por lo que es esencial para obtener resultados positivos.

Invitada al espacio ‘El Toque de las 9’, de Listín Diario, Jacqueline Viteri repasó en una serie de cortos las pautas de educación más importantes para el éxito en la vida cotidiana.

La experta en etiqueta moderna destacó la importancia de no llegar a un lugar sin avisar, recomendación que cobra mayor importancia en esta situación de crisis sanitaria. “Olvidemos las sorpresas. Es conveniente avisar antes de llegar a una casa y acordar una hora conveniente. Si no se puede evitar que la visita sea sorpresa, antes de entrar pregunte si es un buen momento observando la reacción. Si siente que el visitado acepta por compromiso, es preferible marcharse. Puede no estar en condiciones de recibir a nadie en ese momento”.

Etiqueta en la mesa

Una de las inquietudes más comunes es la forma correcta de comportarse en la mesa. Este buen manejo incluye desde saber utilizar los cubiertos y servilleta, hasta la forma adecuada de sentarse y de reaccionar ante cualquier inconveniente. “Si pasa un accidente, por ejemplo que se derrame la copa de agua, no debemos intentar limpiar nosotros. Se debe llamar al camarero”, explica Viteri, también fundadora de la escuela de etiqueta que lleva su nombre.

Otra de las pautas que refiere la experta es el uso de la servilleta. “Se abre discretamente debajo de la mesa y se coloca en el regazo. Referente a las copas se agarran por el tallo con los dedos juntos; el vaso se sostiene por el centro, igual con los dedos juntos”.

Un detalle importante, sostiene Viteri, es saber en qué momento las papas fritas se comen con los dedos y cuándo debe hacerse con tenedor. “Con los dedos solo cuando viene acompañando el plato, por ejemplo con una hamburguesa; con tenedor si forman parte del plato principal o si están salpicadas de alguna salsa”.

DE INTERÉS

Sobre el brindis

Si en una actividad se realiza un brindis en nuestro honor, lo correcto es sonreír, agradecer y no levantar la copa.

Saludo corporativo

Una de las áreas que más apasiona a Jacqueline Viteri es la etiqueta corporativa. En referencia al saludo en tiempos de pandemia, explica que lo correcto es quedarse con las manos hacia abajo, colocarlas en la espalda, la derecha en el corazón o simular que nos damos un abrazo. Los saludos de codos, puños o pies, son para ambientes informales.